Saturday, August 02, 2008

Feria-Market Day

On Holy Innocents day populace and gypsies of the parish gather early at the market.

6 Comments:

Blogger andres casciani said...

tods los últimos laburos están con un espíritu renovado! inspiradores , como siempre

Sunday, August 03, 2008 6:58:00 am  
Blogger V a l e n t r i n i t y said...

kiero la pelicula!

Sunday, August 03, 2008 11:58:00 am  
Blogger Oscar Grillo said...

Tendrias que ver la pelicula de Jean Delannoy con Antonio Rudolfo Oaxaca Quinn y Luigina Lollobrigida. Una delicia en CinemaScope y Ferraniacolor.

Sunday, August 03, 2008 2:09:00 pm  
Blogger V a l e n t r i n i t y said...

La apunto!...
Pero también quiero ver en cinemascope las aventuras del Quasimodo y su bandoneón.. Yo te hago el casting. Aquí en Barcelona hay cada personaje..

A todo esto, cuándo vendrán con Patricia?
qué tal si celebras tu cumpleaños por aquí?

Sunday, August 03, 2008 2:13:00 pm  
Anonymous Anonymous said...

Y el esperado combate entre nuestro Jorobado y Quasimodo,
se hizo al fin en el Luna; vaya aquí una apretada reseña.

La diferencia física entre ambos (más de 100 kilos a favor del francés), fue rápidamente compensada por la agilidad del nuestro, adquirida en sus veladas de bandoneón por la ribera Norte del riachuelo, que solían terminar en reyertas y duelos por cuestiones del momento, y la única posibilidad de sobrevivir que tenía, era esquivar trompadas y golpes de faca. (La ribera Sur era jurisdicción de un guapo de Valentín Alsina, muy respetado por sus cualidades de varón y dibujante, residente de Villa Industriales).

Así las cosas, fueron pasando los rounds, con Quiasimodo al ataque y el de Pompeya esquivando los embates con la restringida elegancia que le permitía su condición de contrahecho.

Tanto fue así, que terminó la pelea... ¡sin que se tocaran! Con el último campanazo, vino el abrazo (complicado, como se imaginarán) mientras la Esmeralda y la rubia Mireya gritaban emocionadas.

El fallo fue un empate, y mientras los dos contendientes permanecían abrazados, Jean Valjean, Víctor Hugo y Remo Augusto Erdosain, los tres jueces de la pelea, se treparon al cuadrilátero y bailaron dirigidos por el árbitro Roberto Arlt. Hasta el promotor Lectoure, se sentía feliz, a pesar de no haber corrido la sangre que habría abierto las puertas para una revancha.

Mientras, el hombre de Villa Industriales, en el ring side, deslizaba sus maravillosas líneas en un cuaderno de tapas negras y hojas blancas, acompañado por su bellísima mujer, a la espera del desarrollo de la computación para poder difundir diariamente su incomparable obra.

El Turco Quique.

Sunday, August 03, 2008 2:47:00 pm  
Blogger Vul Morcilla said...

FERIA 3

gauchos / milanesa napolitana / ración de pecado para el día

Monday, August 04, 2008 2:35:00 am  

Post a Comment

Links to this post:

Create a Link

<< Home